Psicología Forense

¿En qué consiste una evaluación Psicológica forense?

Cuando en un proceso legal interviene el ámbito de lo psíquico es necesaria la colaboración de un profesional conocedor de la materia: un perito psicólogo. Su función, como experto en el campo de la salud mental, será emitir juicio profesional acerca del estado de la/las personas implicadas en el proceso legal pertinente. El resultado de este trabajo de investigación queda plasmado en lo que llamamos informe pericial psicológico. Es una herramienta legal valiosa que puede ser decisiva en la decisión final del juez.

En un informe pericial se evalúan, en función de cada caso, aspectos como: idoneidad parental, valoración de incapacidades (incapacidad para trabajar debido a un trastorno psicológico), la competencia (estado mental del acusado en el momento de la prueba), evaluación de situaciones de agresión sexual, situaciones de acoso laboral o mobbing, el estado mental del acusado en el momento de cometer el delito, la competencia (estado mental del acusado en el momento de la prueba), determinación de secuelas tras acontecimientos traumáticos.

El perito Psicólogo puede ayudar a los abogados a reforzar sus casos de manera que respalden los argumentos jurídicos y que además puedan defenderlos ante un juez o un tribunal.